Crónica LES ARTS FEST 2021 Viernes

Las ganas que habían de asistir a este festival ya se veían en las caras de la gente que se agolpaban para acceder al recinto después de dos larguísimos años sin que se pudiera celebrar. Se palpaba el nerviosísimo, ya se podía bailar, atrás quedaban las frías sillas de las que no te podías mover y los malos ratos de quiero bailar y no puedo. In Spain we called «estoy que me bailo» que diría nuestra querida Paula 😛

¡Por varias circunstancias, laborales y de problemas con las pulseras para poder acceder al recinto, que el personal de la organización amablemente supo corregir, llegamos con LHR ya dándolo todo, en casa, y en un instante de los que a la postre sería uno de los momentazos del festival, una pedida de mano en el escenario, ante miles y miles de personas que asistían atónitas al romántico momento! ¡Estuvieron inconmensurables, como no podía ser de otra manera, repasando sus grandes éxitos y dando a conocer los temas nuevos, que como era de esperar suenan de puta madre! ¡Un abrazo GRANDES!!!

Salimos pitando para el escenario COOLWAY donde iba a dar un bolazo SANTERO Y LOS MUCHACHOS que dieron lo mejor de si y no defraudaron a los que allí nos congregábamos.

Era el turno del escenario Heinken de nuevo y en él un esperadísimo bolo por nuestra Isa que se la perdió en mayo y estaba deseosa de ver a la BANDINI, en vivo, el que os escribe, la vio en Muelle 12 en mayo y os aseguro que ha dado un salto cualitativo sobre todo en puesta en escena, pero también en soltura con el público, las tablas van haciendo su labor… Estuvo brutal, tremenda, nos hizo saltar, bailar y gozar como verdaderos enanos, con sus temas y algunos covers que completaron su escaso repertorio, el cual va poco a poco in crescendo y por lo cual pidió disculpas con un: «estamos en ello» y quería hacer mención a un detalle que la honra como persona, como esa buena gente que sé que es, a pesar de no haberla abrazado aún XD que no es ni más ni menos que su asombro al que hizo mención en repetidas ocasiones de verse ante tantísima gente y es que no era para menos. Nos llevó hasta el cielo con sus temas y nos impactó con su «Perra», que se está convirtiendo en uno de esas canciones que con el tiempo puede que se llegue a ser un himno.

Nos fuimos corriendo de nuevo al escenario pequeño, ese que tanto nos gusta en MiRollo para ver a unos fantásticos SILOÉ que estuvieron geniales, sueltos, cercanos y agradeciendo a la peña que en vez de estar cogiendo sitio en las primeras filas para ver a Vetusta estuvieran con ellos, cosa que los hace más grandes aún si cabe. Jugaron al despiste cambiando el escenario por el sitio del técnico de sonido, lo que hizo que el concierto fuera diferente, un bolo distinto a lo habitual, que se ganó a los que allí disfrutábamos.

Llegó el momento, ese que llaman importante de la noche, el plato fuerte, el cabeza de cartel, VETUSTA MORLA. Los que bien conocéis a este viejuno, sabéis que no soy de festivales, eso es así, pero ha aparecido alguien en mi vida que la ha puesto patas arriba y bueno, pues había que llegar a acuerdos 😛 Era mi primera vez, no los había visto ni en sala y claro, la flipé mucho, muchísimo, por su calidad musical, indudablemente, por sus tablas en el escenario, por su forma de transmitir, por ese hipnótico baile que se marca Pucho que hace que el personal entre en trance, pero sobre todo, por darme cuenta de que es un flipaillo como servidor y que vive la música de esa forma tan especial, no todo el mundo consigue llegar a sentir, a experimentar ese nivel de éxtasis, a introducirse en esa espiral mágica, en la que estás tú y la música. Así que #MiRolloesVetustaMorla

El fin de fiesta corrió a cargo de EL Y ELLA que hicieron un show como suelen hacer muy visual, con mucho confeti, mucho colorido, lleno de globos y muy buena música. ¡Especial momento el vivido con su remix de los suecos y su himno «todo lo que importa está en el aire», bailamos muchísimo y se nos hizo muy corto! Abrazos

Un abrazo

#siempreunabrazo

Fotos y texto de Isa y Dao (las buenas son las de ella :P)