Fangoria sale a escena y se hace la magia.

Cuando se encienden las luces, el sonido está a punto y sale a escena Fangoria, se hace la magia. Y cuando nos traen un nuevo EP para los fans estamos de enhorabuena y sobre todo vamos a disfrutar nuevamente de su música, de sus actuaciones y de su forma de entender y transmitirnos la música.

Edificaciones paganas es el último trabajo de Fangoria que da continuidad a Existencialismo pop (2021). Es el segundo de la trilogía de epés que se propusieron grabar a principios del 2020, y para cuyo título volvieron a jugar con las letras ‘E’ y ‘P’.

Nos encontramos Una colección de 5 canciones con Mi burbuja vital que nos sirve como previo y en el cual nos quieren trasladar a «un mundo virtual donde poder desarrollar una vida más interesante y aventurera que la que nos ofrece la realidad».

A lo largo de las diferentes canciones que nos han presentado, encontramos pistas como No me das pena, que ha sido grabada en Londres con su inestimable colaborador habitual Jon Klein (Specimen, Siouxsie and the Banshees), «al Tecno Pop» de La pregunta del millón y «el House Pop noventero» de Del uno al diez, ambas producidas junto por Juan Sueiro.

La de cierre -y segundo adelanto- es Satanismo, arte abstracto y Benidorm, la cuarta entrega de la saga correspondiente: «Ya la hicimos Rock’n’roll, Tecno Pop y Acid House en el EP anterior». Y como la obra va de arquitectura: «era ideal para cantarle a una de nuestras metrópolis favoritas del mundo: ¡¡Benidorm!!. Nos pareció perfecto cerrar el EP con una canción en clave de música Disco setentera dedicada a uno de los centros de edificaciones paganas que más nos gusta».

¡Vuelven a colaborar con Ale Sergi de Miranda! Y por primera vez lo hacen con Santi Capote de Ellos.

Diseño y fotografías a cargo de Juan Gatti, quien se encargó además del audiovisual de Mi burbuja vital.

 

Mi burbuja vital es un tema muy actual. En él se canta a la construcción de un metaverso privado, es decir, un mundo virtual donde poder vivir una experiencia llena de aventuras.

Desde el punto de vista musical, Alaska y Nacho Canut apuestan por el sonido pop con arreglos de cuerda al más puro estilo disco. Además de su frescura musical, cuenta con un potente estribillo desde el que nos invitan a “inventar otra realidad” y a “averiguar qué podría pasar si me atrevo a escapar”.

 

Una vida en los escenarios haciéndonos bailar, la magia de Fangoria

Decir que la banda como tal lleva activa desde 1989, es mucho decir en los efímeros tiempos que corren, pero así es, Alaska y Nacho Canut de Madrid, llevan unidos desde esa fecha en una banda de electro pop de sobra conocida por todos y por la cual no parecen pasar los años, porque hacen bailar a diferentes generaciones de españoles y llenan cada uno de sus conciertos con una fórmula que no pasa de moda, con canciones atemporales y siempre reconocibles, muchas de las cuales acaban siendo verdaderos himnos. Diez albumnes de estudio dan para mucho. A quién no se le viene a la cabeza: «Espectacular», «Dramas y comedias», «Geometría Polisentimental», «No sé qué me das» «LLorando por ti», «Miro la vida pasar» o la reciente «Burbuja vital». Además de las maravillosas herederadas «A quién le importa», «Ni tú ni nadie», «Mi novio es un zombie» «Rey del glam» o «Cómo pudiste hacerme esto a mí», temas de Alaska, que antes de Fangoria también fue Alaska y Dinarama o Alaska y Los Pegamoides.

 

Sin duda Olvido Gara o lo que es lo mismo Alaska, es más que una voz o una cara, es todo un icono de la música en nuestro país, de la música en español. Me viene a la cabeza a mitad de los 80, siendo yo un chaval, ya ha llovido, que fui a Discos Ritmo, en la antigua estación de autobuses de Alicante, hoy Plaza Séneca, a que me firmará un vinilo suyo, lo hizo esbozando una sonrisa que nunca olvidaré y ganó un fan para el resto de la vida. Si os andáis preguntando cuál era, pues os diré que el que para mí es uno de los mejores discos de pop español, «Deseo Carnal» del 84, que aún conservo como un tesoro.

 

 

Conciertos que merece la pena vivir

Sus conciertos son verdaderos shows, luces, sonido, toda una puesta en escena, donde las luces, proyecciones de fondo y un increíble sonido se funden en un espectáculo que envuelve al que lo ve en una atmósfera en la que la magia es posible, la acompañan siempre unos bailarines que hacen las delicias del público y del los que no puedes apartar los ojos ni un segundo. La amplia discografía hace que pueda jugar con los sets list infinitamente y puede hacer bolos diferentes según se tercie y según la ocasión lo exija. La conexión de la pareja es tremenda y la presencia de ella como frontwoman es única en su especie, si no existiera habría que inventarla, sin duda. Una diva donde la haya, que se ha ganado el lugar que ocupa a base de trabajo bien hecho y entrega absoluta. Me emociono, si, lo sé, pero no es para menos, hablar de Fangoria, de Alaska, es hablar de música en español, esa que tanto amamos y por la que nos decantamos. Ya puedes tener 20, 30, 40, 50 o 60 años, si te dicen -Alaska- contestas si, la cantante o la presentadora, porque claro, no podía terminar este monográfico sin nombrar La bola de cristal, ese fantástico programa de TV en el que la bruja avería se colaba en nuestras casas con un formato fresco y moderno para la época en la que se emitía.

En definitiva, una Grande donde las haya, una bandaza que es un valor seguro siempre y una abrazable mexicana, que es parte de España y a la que sentimos como nuestra, como parte de la música de nuestro país, como gran parte de la música en español, de esas imprescindibles en los repasos por la historia y en cualquier fiesta que se precie.

 

Una colaboración muy especial, Alaska y Ana Torroja

Queremos hacer una mención muy especial a la última colaboración musical de Alaska con Ana Torroja. Una canción muy fresca y sobre todo muy pegadiza, que queremos destacar, a nivel musical nos encontramos con dos grandes artistas que con su música llevan mucho tiempo haciéndonos bailar y bailar.

Un videoclip que no tiene desperdicio. «Hora y cuarto», el primer dueto de Alaska y Ana Torroja. Cuenta la historia de un amor inevitable entre ellas, pero que choca con el diferente ritmo de las dos. «Te pido un minuto, me das hora y cuarto, para ti todo es poco, para mí demasiado». Esas cosas que nos pasan en el amor, qué difícil el ir compasando.

YouTube player

Un abrazo fuerte Alaska y Nacho. Gracias por tantos y tantos bailes…

Su discografía:

  • Salto mortal  (1990)
  • Una temporada en el infierno  (1999)
  • Naturaleza muerta  (2001)
  • Arquitectura efímera  (2004)
  • El extraño viaje  (2006)
  • Absolutamente  (2009)
  • Cuatricomía (2013)
  • Canciones para robots románticos (2016)
  • Extrapolaciones y dos preguntas [1989-2000] (2019)
  • Extrapolaciones y dos respuestas [2001-2019] (2019)
  • Edificaciones paganas (2021)

 

Sus giras:

  • 1989-1991: Salto mortal tour
  • 1995-1997: Expandelia
  • 1998: Expresso Bongo
  • 1999-2001: Una temporada en el infierno tour
  • 2001-2003: Naturaleza muerta tour
  • 2004-2005: Arquitectura efímera tour
  • 2006-2007: El extraño viaje tour
  • 2008: Lámparas y xilófonos
  • 2009-2010: Absolutamente tour
  • 2011: Operación vodevil
  • 2012: Noche de variedades
  • 2013: Fangoria no es un color
  • 2014: Música, go-gos y policromía
  • 2016: Conciertos para robots románticos
  • 2017: Miscelánea de conciertos para robótica avanzada
  • 2019: Extrapolaciones y dos preguntas tour
  • 2021: Existencialismo pop tour
  • 2022: Edificaciones paganas tour

#SiempreUnAbrazo de dao